En este caso, el éxito se basó en la negociación previa con la otra parte. Ambos eran parte acusadora y acusada a la vez, y se entendió que lo mejor para los intereses de nuestro cliente era llegar a un acuerdo, lo cual se logró. Pese a que el Fiscal mantuvo su acusación, se dictó sentencia absolutoria.

Ver sentencia

2020-06-08T07:44:03+00:00febrero 6th, 2020|